martes, noviembre 06, 2012

La jota y Mari Cruz Soriano


Mi madre, como buena no viajera, es la aragonesa más nacionalista que conozco. Uno de sus argumentos para la exaltación de nuestra raza es que en Gente, el concurso que presentaba Mari Cruz Soriano hoy alcadesa de Zaragoza (¿quién lo iba a decir?)  siempre ganaba la jota. Entonces, en los años setenta,  el norte de españa estaba desflamencado por completo. El domingo pasado, el ballet clásico nacional hizo otro recorrido folklórico. Lástima de un número flamenco espeluznante porque si no, habría ganado otra vez la jota aragonesa, que todavía me envidria los ojos cuando la oigo en el extranjero. Sardana, claro, no hubo.

2 Comments:

Anonymous El principe said...

Y dale con el nacionalismo aragonés... Es sólo orgullo.

Y más este año que hay equipo.

10:52 a. m.  
Anonymous gárgara said...

¡Mari Cruz Soriano!
Quizá ya te lo haya contado...
A mediados de los setenta Mari Cruz veraneaba en Calpe, en el Paradero de Ifach, a pie de playa. Compartiamos playa todas las mañanas. Jugábamos con nuestros cubos y colchonetas y a media mañana aparecía ella muy diva, cruzaba la playa y embarcaba en una zodiac naranja. La veiamos alejarse melena al viento. Algunas tardes ibamos al salón del hotel y allí estaba ella tocando el piano. Una noche nos enteramos de que era su cumpleaños, la localizamos en un bar y le cantamos el feliz cumpleaños. Salió y nos invitó a unas cocacolas... ¡que bellos momentos estelares, Mari Cruz!

9:02 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home